Tina Marie

Diario íntimo de una mujer joven ex prostituta

martes, 4 de septiembre de 2007

“Seguía siendo nueva, mas no novata pero sí inexperta”

Siempre le di importancia a la circuncisión, me interesa más que el tamaño, sin embargo ahora que escribo y recuerdo el servicio que les di a Penecorto y Penelargo y por más que hago memoria no recuerdo si la tenían como lo narre, quizá sí, quizá no Llegué a los vestidores corriendo como quien llega a su casa para guarecerse de la lluvia, después de darme un baño a conciencia me apliqué abundante aceite para bebé a lo largo de mis genitales y entre las nalgas, había olvidado aplicarme manteca antes de salir de casa así que traté de que el aceite la supliera, pero el aceite es para aliviar rozaduras y excoriaciones y no para lubricarme.

Después del ritual me recosté desnuda en la cama con las piernas hacia arriba sobre la pared esperando que el aceite se absorbiera, esa posición me ayudó a descansar y pensar, se me ocurrió buscar manteca en la cocina, no quería vestirme aunque sabía que era una hora “álgida” y no podía salir desnuda y caminar hasta la cocina porque podrían verme, tampoco quería perder la sensación de frescura así que me envolví en la toalla y salir a paso veloz, la cocina estaba vacía, las chicas estaban dormidas o trabajando, era un día ajetreado, me aproximé al refrigerador y busqué la anhelada manteca que no había, pero si margarina, corté un cuadrito y regresé corriendo a los vestidores, me recosté boca arriba con las piernas en la pared, doblé las rodillas y me apliqué la margarina a lo largo de mi vulva, a pesar de que era solo un poco fue más que suficiente, una vez que se fundió con mi calor y ver que se desbordaba metí el exceso en mi vagina con mi dedo barriendo la vulva con la yema hasta llevar el exceso al orificio vaginal, aunque seguía desbordándose me puse la servilleta sobre la vulva para que absorbiera y me invadió una sensación, no sé como decirlo pero fue relajación al sentirme tan lubricada. Quizá los hombres no me entiendan y algunas mujeres tampoco, pero es como cuando una máquina bien lubricada y lista para funcionar a la perfección.

No conforme con lo que hice me apliqué más aceite para bebé para disimular el olor de la margarina, con unos minutos de descanso me vestí y noté que había quedado tan húmeda que mancharía la ropa así que busqué en mi casillero y encontré una cajita de panty protectores, sería mejor ponerme la ropa que no había usado y no había sido vista, me vi en el espejo y noté que el panty protector se veía como si fuera parte de la ropa como entrepierna de calzón, después de maquillarme lo más cargado que pude y de perfumarme salí de los vestidores.

Seguía siendo nueva, mas no novata pero sí inexperta, no estaba acostumbrada a estar en la sala, siempre me presentaban a los clientes o me decían con quien ir, así que camine esperando ver caras conocidas que me dijeran que hacer, salí con decisión pero conforme avanzaba mis piernas comenzaron a temblar y me invadió un extraño sentimiento de inseguridad, me di la vuelta y regresé por el mismo camino, en los vestidores me vi al espejo y mi maquillaje era aceptable sin tener la maestría de la señora o de los gays, chequé mi peinado que era aceptable, intente olerme cada parte de mi cuerpo limpio y perfumado, no había razón ni pretexto para permanecer ahí así que volví al salón principal pasando por el baño de caballeros, por la oficina de gay1, mi inseguridad me pidió que me sentara a esperar, quizá a los gays o a la señora que me apurara a trabajar o me trajera un cliente, me armé de valor y conforme me acercaba se escuchaba la música con volumen alto y voces como murmullo estentóreo, respiré profundamente y abrí la puerta, era como entrar a otro mundo, había luces tenues, música que si bien no era estruendosa a mi me lo pareció después de la soledad y quietud de los vestidores donde sólo escuchaba ronquidos de las chicas o su respiración, escuchaba risas y carcajadas de hombres y mujeres diseminados por el salón, que hubiera tantas mujeres casi desnudas me liberaba, para donde miraba veía senos y pezones bajo ropas transparentes, al igual que las nalgas de las que estaban de pie y muchos pubis, algunos rasurados, otros parcialmente o al natural.


Así empezaba algo nuevo para mí, hacer sala era una aventura y experiencia que debía vivir, era un terreno que tenia que recorrer para ser “parte de la casa” completamente.





-

16 Comentarios:

  • A la/s septiembre 04, 2007 12:32 a. m., Blogger HaL dijo...

    Me siguen intrigando los clientes, según yo, muchos de los consumidores de sexo servicios son lo que yo llamo chicos buenos,
    ¿tu crees que éstos últimos lo sean? en la experiencia que tengo
    conociendo a gente que consume estos servicios, es muy comun que no sean exitosos con las mujeres, por eso recurren a ellos.

    Gracias, buenas noches.

    Disculpa por poner el mensaje en tu pasada entrada y esta, en cuanto la puse vi que habias puesto la nueva jaja, bueno, por eso la puse tambien aqui.

     
  • A la/s septiembre 04, 2007 12:48 a. m., Blogger Belén dijo...

    Margarina, aceite...eres (o eras) toda una profesional!

    Besos

     
  • A la/s septiembre 04, 2007 1:35 a. m., Blogger jatecha dijo...

    ajua¡¡¡ de novata no tienes nada eres toda una profesional suerte de todos los ke contigo disfrutan del sexo saludos desde cd del carmen

     
  • A la/s septiembre 04, 2007 2:40 a. m., Blogger ((JaN!s...*)) dijo...

    aaaay eso de cuando te tiemblan las piernas esta refeo... te invade un sentimiento por todo el cuerpo y no puedes seguir adelante, y como que te quedas muda hasta de pensamiento

    Pero es un paso que tenias que dar

    feliz martes

    atte
    io

    pd. no se me olvidan los besitos y abrazos jaja!

     
  • A la/s septiembre 04, 2007 2:49 a. m., Blogger Ariany dijo...

    Uh, ya no llegué a la sesión de fotos con efectos.
    De lubricación, yo prefiero la natural.
    Saludos.

     
  • A la/s septiembre 04, 2007 6:39 a. m., Blogger Baplun dijo...

    Mi niña, siento que lo que te esperaba en ese momento era algo extraño, siento que te invadia una incertidumbre sobre algo que por primera vez no tienes total control, lo digo porque recuerdo los ambientes donde antes te habias enconctrado, pero se que esta nueva situacion complento tu experiencia sobre el mundo en el que te movias. Apesar de que tanto para ti lo fue, para nosotros tus lectores es tan preocupante, eres un Dama con intenciones puras, lo digo por la manera que tienes con el trato inclusive a los que aun hoy tratan de ofenderte, pero a pesar de todo eso, sabes como manejar estos coprofagos que sin invitacion y con mala fe, y viendo la manera cortes como lo tratas, se supiste salir a flote de ese momento que nos narra.

    Mi niña, cuidate mucho. bye.

    P.D.: te recuerdo, porque se que lo sabes, sigo rendido a tus post.

     
  • A la/s septiembre 04, 2007 9:42 a. m., Blogger manijeh dijo...

    Siempre me ha dado curiosidad tu ritual de limpieza. No sé si ya escribiste un post de eso.

     
  • A la/s septiembre 04, 2007 11:24 a. m., Blogger Solitude dijo...

    Saludos Tina....

    Hola como estas espero que estes muy bien sabes ayer estube pensando algunas cosas sobre esto de los bloggers y de los alcances que uno tiene para plasmar nuestras ideas me preguntaba si aparte de este blog escribes en otro con tu propio nombre y esas cuestiones no es que quiero que me lo dijas, pero solo pensaba... analisaba y le daba vueltas al asunto como es que nos tenemos que adaptar a esta forma de comunicacion...

    Bueno me despido y sorry por no escribir nada relacionado con la cronologia que por cierto esta muy buena... me recordo una vivencia (Entre luces neon) algo asi como el KUMBALA jejejjjj

     
  • A la/s septiembre 04, 2007 11:29 a. m., Blogger cabezadepuerco dijo...

    la verdad es que la manteca animal, y la manteca vegetal (margarina) son unos de los mejores lubricantes para maquinaria que hay... (en mi trabajo es muy comun que se utilice) y por lo que veo en ti tenia el mismo efecto....

    cabezadepuerco

     
  • A la/s septiembre 04, 2007 4:36 p. m., Blogger Tina Marie dijo...

    HaL:
    Mhh... Es tan complejo... He conocido tantos clientes que en realidad tienen mucha suerte con las mujeres en otros contextos.
    no creo que la motivación principal de un hombre para ir a esos lugares sea la falta de éxito con las mujeres.
    Hay muchos factores, uno de ellos, el gustarles esa sensación de clandestinidad que les da el estar en esos lugares, donde van muchas personas de altos recursos y de mucho poder, tanto público como privado, además de estar con una mujer con la que no tienen que hacer todo el extenso rodeo de cortejo y conquista... En fin, muchos factores de los que seguiré hablando en su momento.
    Saludos.

    Belén:
    Jajajaj. Profesional, sí. hay que usar el ingenio para sacar el mejor provecho de las cosas. =)
    Besos!!!

    jatecha:
    Saludos a Campeche.

    Gracias a todos por sus comentarios.

     
  • A la/s septiembre 04, 2007 4:39 p. m., Blogger Tina Marie dijo...

    ((JaN!s...*)):
    Jajajajaj. Horrible!!!
    Exacto!! No sabes ni que pensar unos momentos. =)
    Feliz Martes a ti también. =)
    Besitos!!

    Ariany:
    Bueno, cada fin de semana pongo, así que no pasa nada. =)
    Respecto a lubricación, depende del uso que le vayas a dar a la vagina, ojo...
    Saludos.

    Baplun:
    Y yo, como siempre agradeciendo tu visita y tus palabras.
    Saluditos.

    Gracias a todos por sus comentarios.

     
  • A la/s septiembre 04, 2007 4:43 p. m., Blogger Tina Marie dijo...

    manijeh:
    Pues sí, de hecho, le he dedicado varios posts. =)
    Saluditos.

    Solitude:
    Amigo mío... Si apenas tengo tiempo para este blog... Además de que éste ha sido con el que me he enseñado a las cosas de bloggear... =)
    Saludos.

    cabezadepuerco:
    No lo sabía pero son realmente excelentes en la lubricación vaginal.
    Saludos.

    Gracias a todos por sus comentarios.

     
  • A la/s septiembre 04, 2007 5:25 p. m., Blogger Javier Villegas dijo...

    Hola Tina llevaba rato ausentado de tu blog, pero no comprendí es que te cambiaron de trabajo, te agradeceria me lo explicaras, como para seguir de nuevo la cronica. Besos

     
  • A la/s septiembre 04, 2007 10:22 p. m., Blogger Ð£® µ£ŦŽğęřµĕĩşŤêŘ dijo...

    Ñam ñam...

    Siempre es rico y ESTIMULANTE leerte, amiga Tina.

    Un abrazo!!

     
  • A la/s septiembre 05, 2007 12:06 a. m., Blogger Tina Marie dijo...

    Javier Villegas:
    Pues no... es la misma casa de antes... En realidad no sé donde te quedaste...
    Saludos.

    У® µ£ŦŽğęřµĕĩşŤêŘ:
    Gracias, me alegra que te siga gustando el blog. =)
    Saludos.

    Gracias a ambos por sus comentarios.

     
  • A la/s septiembre 05, 2007 12:57 a. m., Blogger Otra Chilanga dijo...

    Tina, le agradezco la coincidencia respecto a lo del enlace; pero más, mucho más, sus confidencias: jamás hubiera imaginado lo de la mantequilla o alguna otra grasa comestible; claro que eso no significa nada, en realidad mi imaginación es de lo más ordinaria.
    Saludos como siempre, aunque le lea en silencio.

     

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal